Las crónicas de Zico y Paca

Los 180 grados

180 grados

Foto de Jordan Nielsen

El título de esta semana no tiene nada que ver con Fahrenheit 451. Vamos, que no tiene que ver ni con la calidad literaria que Ray Bradbury en 1953 dio a su novela, ni con la homónima película que François Truffaut (pronúnciese “fransuá trifooó” con un Cahiers du Cinemá en el sobaco ilustrado), realizó en 1966. Vamos, que no tiene nada que ver con los grados a los que arden los libros (451 grados en la escala Fahrenheit, equivalentes a los 233 grados centígrados, como a los 100 grados hierve el agua). De los 180 grados no se puede decir como en la novela: “Leer impide ser felices porque llena de angustia” o “al leer, los hombres empiezan a ser diferentes…”.

Vamos, que tampoco tiene que ver ni con los grados alcohólicos, ni con los grados de acidez, ni con los grados de parentesco… sino que en este caso, partiendo de los grados como medida angular, nos trasladamos a esa especie de paja mental con la que hacemos alusión al movimiento hecho, hacío o por hacer, de una determinada o determinadas personas, conjuntos o fuerzas políticas en su devenir político… Es un decir. Que si tal partido ha girado a la derecha, o ha girado a la izquierda, como las manecillas locas de un reloj de colorines políticos. Lo dicho, pura y dura paja mental….

Me entristece la pobreza del lenguaje político en esta tierra de mariasantísima. En general, en todos los frentes, pero ahora que ya suenan las fanfarrias de la campaña electoral, el hambre de salidas supuestamente ingeniosas que suban a la categoría de titulares aumenta a ritmos trepidantes. Y más en un terreno donde el aumento de jugadores aumenta las variantes de posibles emparejamientos, de cara a formar mayoría. Ser o no ser gobierno. Esa es la cuestión. Y de aquesta manera surgen las impactantes preguntas de periodistas en busca del arca perdida: ¿pactarían ustedes o usted con el PSOE de doña Susana, o con la doña Susana del PSOE? Aquel honorable y glorioso Partido Comunista Italiano, nos enseñaban, al entrar en parvulitos, el viejo principio de que en tiempo electoral “de unitá non se parla”. Pues nada, que los sesudos estrategas pugnan por colocarse, y colocar a su gente, en la parrilla de salida.

Y de aquesta manera, vomitan ingeniosas y novedosas respuestas sacadas del baúl de la Piqué. Despechada, llorona por los rincones, gritones de eurekas cual descubridores del Santo Grial, los antaños opositores y prometedores de aquello de “limpia, fija y da esplendor” se dan codazos para mostrar al mundo las arpiedades descubiertas (por ellos) de la doña Susana y su PSOE. Pero hoy no toca lo de la sinfonía del nuevo mundo, sino las ingeniosas y nunca tan bien ponderadas respuestas acerca de si ¿tienen ustedes abiertas las posibilidades algunas de pactar con el PSOE? En esta campaña está ganando puntos la sesuda e incisiva respuesta de “si el PSOE gira 180 grados, pues…” Lo ha decío, la candidatura de Ciudadanos y la de UPyD, la ha decío también Podemos Andalucía, entre otras estupideces, como la de que no van a ganar y que no entorpecerán el nombramiento de doña Susana, si sale como la más votada. IULV-CA, después de los insultos, dijo aquello de consultar a las bases en referéndum. Aunque la palma de latón se la lleva Valderas, cuando hace unos tres años subió los grados y le pidió al PSOE que girara 360 grados; es decir, quedarse en la misma posición o caso (cosa que evidentemente le han hecho caso).

En 1994, con el PSOE apenas tocado, con una crisis chiquitita, a curar con aspirinas, IULV-CA obtuvo 20 diputados/as. El mejor resultado en el Estado Español en toda su historia en unas elecciones políticas. Después del bombardeo y manipulación con “la pinza”, bajó a 13. Esta última cifra tampoco ha sido alcanzada en las diferentes elecciones dirigidas por “lameculos del PSOE”, de los que recibían el desprecio. Las campañas del 94 y del 96 se hicieron bajo el mensaje de no gobernar con esa fuerza política. No éramos más listos que nadie, solamente sabíamos lo que era ese partido, cómo se financiaba, sus gobiernos, sus compromisos, corrupto y corruptor, comprador, usador y tirador al váter… En una Comisión Parlamentaria, les dije que “no me dieran lecciones de democracia un partido con las manos manchadas de sangre”. GAL, Filesa, Roldán, Primera Guerra del Golfo, Caso Juan Guerra, Costa Doñana, ERE, Fondos de reptiles, Cursos de Formación, duplicidad de administración, prostitución de esta para la corrupción y… para terminar diciendo ahora “que Susana era muy mala y los tenía engañaos”.

Y como nadie aprende en cabeza ajena, pues “los nuevos” dicen las mismas tonterías. Y casi con los mismos grados, con un profundo desconocimiento de las leyes y los movimientos reglamentados en el ajedrez político parlamentario. Aunque les suene a casta. Y ya se dan por perdedores. Ya aceptan que Susana es imparable. El futuro de la izquierda en Andalucía, como referente en el resto del Estado, pasa (entre otras cosas) por admitir la “banalización del PSOE”. Es una fuerza política que después de 33 años de uso y abuso del poder, casi en forma de monopolio, ha sufrido en su interior una alteración de las cualidades éticas (y morales). Y sigue contagiando. De una calidad, preparación y formación bastante mediocre. No aplican la maldad porque sean malos, sino porque son vulgares, banales… Lo que no pue ser, no pue ser. Julio Anguita decía el otro día en una entrevista “que no hay nada más que hacer con el PSOE”. Suscribo al ciento por ciento. O a los 360 grados…

Zico y Paca, mis perros, andan mareados con el dilema de los pactos. Les duele la cabeza. Paca dice que ella bailará valses en los salones de San Telmo. Zico quiere dejar todo claro: “¿Y con el PP?”. “Zico, la derecha hace normalmente políticas de derechas. Se pueden acordar cosas muy puntuales y concretas, siempre que beneficien a la ciudadanía. Nada más. Y que gobierne si sabe y puede quien vote el electorado andaluz. Y tú, si no ganas, a controlar y a impulsar. Pero cuídate de la llamada izquierda cuando hace políticas de derechas… es la peor”, le respondo.

Luis Carlos Rejón

Luis Carlos Rejón

Profesor de Historia, escribe de actualidad política en las Crónicas de Zico y Paca
Luis Carlos Rejón

Latest posts by Luis Carlos Rejón (see all)

Comments

secretOlivo es una revista y web de Cultura Andaluza contemporánea

Archivos

secretOlivo.com utiliza una licencia Creative Commons. (CC BY-SA 3.0)

parriba