Raíces

Milenio de Granada, el siglo del Cid, el fin del sueño… (II)

Milenio de Granada, el siglo del Cid, el fin del sueño

I. Roma se hace con el control directo de la Iglesia Católica en HispaniaDurante el reinado de Sancho el Mayor de Navarra, su reinado alcanza además de Navarra, Aragón bajo, León y el aun entonces condado de Castilla. Roma logra imponer la reforma benedictina por lo que la iglesia cristiana en la península abandona todas sus peculiaridades y su autonomía. Los mozárabes que residen en territorio musulmán quedan indefensos y aislados.

Castilla se proclama reino independiente al igual que el Condado de Barcelona.

II. Los almorávides entran en la península para frenar el apoyo cristiano. Abdalá, rey de Granada, pronostica el fin de los reinos musulmanes por manos precisamente de los almorávides que venían a ayudar. Ahí surge la frase no muy bien documentada del rey de Sevilla Al Mutamid: “Prefiero ser camellero en África que porquero en Castilla”. Abdalá tenía razón y ambos acaban sus días prisioneros en Agmat, junto a Marraquech. La intolerancia religiosa se extiende en Al Ándalus.

III. Al final del siglo fallece el Cid. En 1099 fallece el Cid en Valencia, ciudad y territorios que había conquistado tras un larguísimo periplo como mercenario. Ayudó a Al Mutamid de Sevilla en sus luchas por asegurar y ampliar el reino, en contra de otros musulmanes. Ayudó al rey musulmán de Zaragoza en sus luchas contra el conde cristiano de Barcelona. Y al final, como un teórico vasallo de Pedro I de Aragón, conquista para sí Valencia, donde probablemente se escribió la primera versión del famoso Cantar.

Los almorávides acaban por reconquistar casi todas las recientes conquistas cristianas y, desde Granada como capital peninsular, extienden la intolerancia religiosa y acaban con la impresionante producción cultural que habían acompañado a las llamadas primeras Taifas… En el norte cristiano, la Iglesia Católica comienza a tomar posiciones y poder. El modelo de caballero que representaba Rodrigo Díaz de Vivar, el Mío Sidi, dejará de tener sentido. La religión ya es la que marca la diferencia de buenos y malos. Y ya se sabe que, al final, los que ganan son los buenos.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

secretOlivo es una revista y web de Cultura Andaluza contemporánea

Suscríbete a secretOlivo

Hemeroteca

secretOlivo.com utiliza una licencia Creative Commons. (CC BY-SA 3.0)